Camino en el desierto - Divina Salud

Camino en el desierto

Camino en el desierto. No hay caminos en el desierto, no hay senderos, no hay agua, pero aun así debes seguir adenlate y crear tu propio camino.

Al estar en un desierto da la sensación de que nunca nadie ha estado allí. Pues no hay señales ni huellas. Al caminas puedes ves cómo se desvanecen a tu paso.

Cuando tienes un problema grabe en tu vida que no logras superar. De momento crees que eres el único que estas experimentando horribles sentimientos. Sientes que estas completamente solo. Pero no es así, no eres el único que has pasado por valles de sombra de muertes.

En un desierto eres tú quien debes decidir a donde ir. Si existieran huellas en él, seguirías los pasos de alguien que tal vez no tuvo éxito en si viaje. Así que sería muy difícil tomar una decisión.

El pueblo de Israel caminó cuarenta años en el desierto buscando la tierra que Dios le había prometido. Sin embargo, no todos pudieron disfrutar de aquella promesa, pues para ellos las leyes de Dios eran su brújula.

Camino en el desierto

Gracias a la ciencia hoy podemos caminar en un desierto físico sin que nos perdamos.

Jesús es el camino en el desierto

Así como la ciencia ha creado una brújula para caminar el desierto físico, Dios ha provisto otra para el mundo espiritual, y esa brújula se llama Jesús

Si en este momento estas caminando en un desierto de problemas sin saber a dónde ir, Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí. Juan 14. 6.

Deja un comentario